miércoles, 2 de noviembre de 2016

Lo legal, lo justo y lo ético en Espinar




Podríamos asegurar que “lo legal” sería todo aquello que es conforme a la ley o prescrito por ella, “lo justo” es el principio moral que lleva a dar a cada uno lo que le corresponde  y “lo ético”, rama de la Filosofía, estudia lo correcto o equivocado del comportamiento humano.

         Comprenderán que no voy a realizar un tratado de estos tres términos que, en ocasiones, parecen ir de la mano cuando están en las antípodas a la hora de estudiar algunos hechos de nuestro entorno.

         ¿Es legal un desahucio?, creo que sí, pues está sometido al ordenamiento jurídico. ¿Es justo un desahucio?, desde luego que no siempre, podríamos asegurar que en numerosas ocasiones es el acto más injusto que puede realizarse. Y lo más difícil, al menos para el que estas líneas escribe, es saber ¿si es ético?, aunque depende en gran parte de quién lo solicita y de la moral del desahuciado.

         Estos tres conceptos -legal, justo y ético- conforman el trípode sobre el que descansa el que podíamos denominar “caso Ramón Espinar”, ya saben, miembro de la Comunidad de Madrid por “Podemos”, Senador del Reino de España por esa Comunidad y portavoz de su partido en esa institución.

         La cooperativa VIRTA (CCOO) pone a la venta una urbanización construida en Alcobendas; el 85% de las viviendas por sorteo entre vecinos de la localidad y el 15% de libre disposición entre jóvenes. Espinar, 23 años en esos momentos, es elegido en el 15% de “privilegiados” sin estar empadronado en la localidad, y estando en paro abona la cantidad de 52.000 euros que le prestan, según él, su padre, madre y abuela, y firma la correspondiente hipoteca. Pasado poco tiempo, este adalid del urbanismo, pone a la venta, sin haberla habitado, la vivienda por el precio de 176.000 euros, o sea, 30.000 euros más que su primer precio de 146.000 euros; con los intereses pagados, habrá podido ganar unos 20.000 pavos en cuestión de meses. (No sería ético por mi parte escribir sobre algunos temas de tarjetas black).

         Espinar ha afirmado hoy que lo realizado por su persona “es legal”, y claro que lo es, pero no es “ético”, amigo, y mucho menos “justo”, porque con toda seguridad hubiese correspondido a otro joven que no hubiese traficado con la “mercancía”.

         A la antigua “cárcel de papel” de La Codorniz, señor Espinar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario