miércoles, 22 de junio de 2016

Vamos y vamos, que no se presente el PP




Pero vamos, ni un segundo de tardanza en que todo el Partido Popular, sin excepción de varón o hembra, se vaya a su casa a purgar el mayor delito de la historia política de este inmenso país del sur de Europa.

         Mariano Rajoy en cabeza del destrozado ejército, detrás de él el ministro Jorge Fernández Díaz, ese pedazo de Ministro del Interior en funciones del que el honorable señor Puigdemont ha dicho “ser el señor X del GAL mediático que ha tenido lugar hoy”, y tras él, con el rabillo entre las patillas el resto de la banda.

         Vamos y vamos que la cosa tiene mandanga y esto ya no se puede aguantar más, ya ven que hasta el suave de Pablo Iglesias ha dicho que lo ocurrido es lo más grave que ha pasado en esta España democrática, más, pero que muchísimo más que aquello de Tejero.

         Y Sánchez y Albert lo mismito, o sea, que se vaya sin dilación alguna y que deje, además del Ministerio, la candidatura que encabeza por Barcelona para las elecciones del próximo domingo.

         Vamos, no lo saben, que por lo que se ha filtrado resulta que ha mantenido una reunión con el Director de la Oficina Antifraude de Cataluña para saber, dicen y dicen, de las “puñaladas” políticas que el PP iba introduciendo en las costillas de familiares del personal de ERC y la antigua Convergencia; vamos y vamos, se habrá visto cosa igual en este país donde por Las Ramblas se pasea Jordi Pujol, su señora y los hijos, se cierran las sedes de determinados políticos y el 3% de comisión es un precepto obligatorio. Que ya está bien, que se vaya el ministro de una puñetera vez.

         Parece que, según la filtración grabada, pegada y sesgada todo se urdió en el despacho de Don Jorge el ministro allá por el año 2014 y justamente, como debe ser, aparece tres días antes de que la españolada vaya a depositar su voto. Que a nadie, pero que a nadie se le ocurra poner una papeleta del PP en la urna.

         Y además, ¿quién grabó en el despacho del Ministerio de Interior la secuencia del “asesinato político”? ¿la poli? ¿un infiltrado? pues no le den más vueltas al asunto: el mismísimo ministro. Y quién le ha entregado precisamente hoy a un medio digital la exclusiva, pues don Jorge.

         Ea, leña al mono con toda la razón del mundo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario