martes, 9 de junio de 2015

Ciudadanos KO





 Se acaba de anunciar que el partido político “Ciudadanos” que comanda Albert Rivera va a otorgar un como la catedral de Sevilla -obra que dijeron sus constructores por la que serían tomados por locos- a Susana Díaz para que sea investida Presidenta de la Junta de Andalucía.

         Ya no importa que Manuel Chaves siga portando el paraguas de aforado; aquellas líneas rojas que marcó Albert han sido borradas del mapa de la palabra de honor y se han pintado de un blanco y verde que no me gusta nada.

         El “maligno” Partido Popular ha pagado caro, electoralmente se entiende, la corrupción de numerosos miembros de su organización por los casos Gürtel y Púnica; y algunos de ellos pagarán sus delitos en la cárcel; pero el “santodiós” PSOE de Andalucía sale indemne políticamente del mayor caso de corrupción acaecido en España en su doble vertiente: los tristemente famosos EREs andaluces y los llamados Cursos de “Formación”, y todo ello gracias a la irrupción a nivel nacional de un grupo aventurero, llamado “Ciudadanos”, que va repartiendo justicia según su libre albedrío.

         Y para más inri y cachondeo del pueblo andaluz esto ocurre en el mismo día en que miembros de la Guardia Civil, a causa del caso EDU, va deteniendo a decenas de personas relacionados con la triste “deformación” de los cursos ya citados.

         Allá “Ciudadanos” y su forma de ver y hacer su política por esta tierra de María Santísima que, ya colonizada desde hace más de treinta años por un partido hegemónico que nos ha llevado a cotas inimaginables de paro y decadencia, vuelve a sufrir la ignorancia o la avaricia, vaya usted a saber, de aquellos que están deseando copar puestos de poder, aunque sean de refilón aparentemente.

         Si el PP es la derecha y el PSOE es la izquierda, Ciudadanos no es carne o pescado sino un triste desecho introducido por comisión en la ciénaga de la corrupción, en ella parecen sentirse en su propia salsa.

         Ustedes, amigos de Ciudadanos han perdido la guerra aunque por esta batalla ganada sean sobados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario