sábado, 17 de agosto de 2013

¿Por dónde estará mi luna? (I)



Las arenas de la noche
entre acacias escondidas.
Una barca desolada
llora cerca de la orilla.
La mar llena de negrura
la blanca espuma salpica
y una gota de rocío
en mi pecho se marchita.

"¿Por dónde estará mi luna
que me alumbraba de día
cuando las nubes de fuego
sobre mis sienes ardían?"

¿Se la llevó la distancia
que por mis miedos camina?
¿Quedó mustia en el silencio
de las almas que sumisas
plegaron su libertad
a las normas asesinas?

¿O acaso nació un eclipse
para ocultar las heridas?


De José García Pérez. Inédito

2 comentarios:

  1. Ah. la luna... eterna compañera inaccesible e inalcanzable... bellísimos poemas llorando su pérdida Maestro.
    Besos...

    ResponderEliminar
  2. Lógicamente era una luna que me alumbraba de día. Besos.

    ResponderEliminar