lunes, 15 de abril de 2013

No le interesa a IU, menos al PSOE-A


           Acabo de leer en Google, noticia de ABC, que buena parte de la Organización de Presos de Eta está en comunicación con algunas formaciones políticas andaluzas, entre ellas PCA e IU, para que intercedan con el Gobierno Central a fin de conseguir el reagrupamiento de los presos etarras en cárceles del País Vasco y Navarra.

            La noticia, además, viene avalada por una carta en la que el firmante etarra da  las gracias por la acogida que su deseo ha tenido en la filas del partido que presta su apoyo al PSOE-A.

            Aquellos años en que Madrazo “jugaba” con los de la kale borroka y más desalmados, amigos del olor a pólvora, no fueron buenos para el PCE y buena prueba de ello es que el tal Madrazo, tras pasar por el cedazo de unas elecciones autonómicas vascas se fue a casita y, que un servidor sepa, poco se sabe de él.

            Reconozco, en parte, de que no es una gran aberración reagrupar a los presos del hacha y la serpiente, y si digo lo anterior es porque pienso más en los padres y madres, ay las madres, de los enchiquerados, ya que se les hace más viable el poder visitar a sus familiares, sean o no asesinos.

            De ahí no paso, políticamente y como medida de seguridad, los veo mejor desperdigados que “arrejuntaos” por aquello de la comunicación interna entre ellos, y si es cierto que la lapa y el disparo en la nuca parecen haber sido superado, no lo es menos que el arsenal de la muerte sigue en manos de los muchos o pocos que queden vagando, o no, por calles y ciudades españolas o de otros lugares.

            Y también por algo, sino de justicia sí al menos de cierto orgullo. Vamos, que han sido muchos los andaluces, militares, guardias civiles, concejales, civiles y fiscales que han perdido sus vidas a manos de algunos criminales que, para más inri, bajaron a esta tierra andaluza para disparar cobardemente contra el matrimonio Becerril, Martín Carpena o el Fiscal Luis Portero García.

            Debería Griñan, creo yo, pegar un fuerte tirón de orejas a su socio de Gobierno,… mira que después pagan justos por pecadores.

2 comentarios:

  1. Como siempre, ¡¡¡de acuerdo!!¿cuando me invitas a una copa? Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Cualquier día, pero no caigo en quién eres. Abrazos.

    ResponderEliminar