jueves, 8 de marzo de 2012

Cortar por lo sano


Dicen que Rajoy trincará las tijeras y cortará por lo sano las duplicidades de cargos que existen por nuestro territorio. Si es verdad el rumor, tal medida va a costar lo que al Cid Campeador, o sea, un reguero de sangre, sudor y lágrimas de mucho cuidado, al tiempo que otro montón de personas va a quedarse los lunes al sol lampando por un puesto de trabajo.

En cirugía, para que el cuerpo humano aguante un poco más las veleidades de este mundo, no hay nada mejor que cortar por lo sano a fin de que una posible metástasis inunde al organismo. Y se corta por lo sano, aunque duela, para salvar de la ruina total.

De esto se habla mucho y con pasión en las barras de los bares cuando los vapores etílicos se encaraman al lógico discernimiento y la “sinhueso” comienza a largar verdades como templos.

Podríamos hablar y no parar de las Empresas Públicas y sus empleados, esos entes paralelos que los partidos políticos mandones, a saber, PP, PSOE, CiU y PNV, crean en sus feudos municipales y autonómicos junto al sistema funcionarial, sistema criticado y acusado de no trabajar, hecho cierto, porque los enchufados y señalados digitalmente por el dedo poderoso hacen, malamente y siempre al servicio del jefe de turno, lo que es función de aquellos que se ganaron el puesto hincando los codos y demostrando capacidad y mérito, a la luz pública, o sea, mediante la publicidad adecuada. Así, muchos de ellos están arrinconados y con telarañas en los ojos mirando los rincones de sus despachos.

El invento del dedazo, por poner un ejemplo, ha dado lugar a la proliferación de Defensores del Pueblo, esa nueva función dedicada a ser recolectora de la queja ciudadana, informar sobre ella y hacerla llegar a la superioridad para que duerma la paz de la injusticia.

España tiene su Defensor del Pueblo, cada Comunidad Autónoma posee otro Defensor y no hay provincia que no tenga el suyo correspondiente. Corte, señor Rajoy, por lo sano e instaure la Decencia, aunque sea discutido e insultado. La gente de los bares se lo va a agradecer.

www.josegarciaperez.es
www.papel-literario.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada