lunes, 23 de enero de 2012

80 escritores andaluces en el "Antequera Golf"


Aproximadamente unos ochenta escritores, diez arriba o diez abajo, se van (nos vamos) a reunir en Antequera para debatir sobre narrativa y lírica, novela y poesía, sin tener muy claro para qué y, lo más importante, por qué. De momento vamos a comer lo que nos echen y a beber según nuestras posibilidades en el Hotel Antequera Golf que, por cierto, no es moco de pavo. Da la puñetera casualidad que serán los días 26 y 27 de enero, o sea, pasado mañana y el otro, justamente los días de mi cumpleaños porque yo, como buen Acuario, nací, según decía mi madre, a las doce de la noche del 26 o a las cero horas del 27.

José Manuel Caballero Bonald, hombre laureado política y literariamente, dará el pistoletazo de salida para que las diferentes tribus se vayan agolpando según afinidades y contubernios y yo, como no pertenezco a ninguna, me acodaré en la primera barra del Golf y me soplaré algo en condiciones.

Entre los asistentes destacan escritores como Felipe Benítez Reyes, Pablo Aranda, Rafael Escudero, Luis García Montero o Joaquín Pérez Azaustre, entre otros, dice la Agencia EFE; ese “entre otros” es muy socorrido porque cabemos todos en el saco de la intelectualidad andaluza, pero yo no puedo dejar de nombrar a Francisco Morales Lomas que es el mejor crítico literario a nivel nacional, una gran dramaturgo, un espléndido ensayista y muy buen poeta y novelista; así como tampoco a José Sarria, el santo poeta de los salmos, el auténtico número uno en literatura hispanista escrita por marroquíes, tunecinos y saharauis. Y no me nombro por vergüenza torera y porque, hace tiempo, mi amigo Juan el de Cartajima me aconsejó que huyera del autobombo.

“No son todos los que están ni están todos los que son”, pero bueno, a la Fundación Aljabibe que preside Rafael Escudero y a la Federación de Ateneos andaluces, que cuentan con la colaboración del CAL y del Ministerio de Educación y Ciencia, que la verdad sea dicha, por aquello de “Viva Andalucía Libre” no sé que pinta metido por los campos de Antequera el muy bobo, les ha dado por montar el tinglado.

Por otro lado, el acto principal de la clausura será un homenaje a Antonio Gala, aunque el próximo día 2 de marzo la Asociación Colegial de Escritores de Andalucía, que me honro en presidir, le otorgará en Córdoba el Premio de las Letras Andaluzas “Elio Antonio de Nebrija”.

En fin, asistiré, pero todo esto me huele raro. Ah, y si no lo digo, reviento. Tal vez después de este escrito, me den de lado.

www.josegarciaperez.es
www.papel-literario.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario