viernes, 30 de septiembre de 2011

"El Toti" de Ronda y Heredia


Estoy condenado a escribir de cosas y hechos de mal gusto, como éste de hoy; y aunque a veces me rebelo y deslizo la imaginación entre juncos, silbos, ascensores y marismas, caigo siempre en la rutina de la política, ese arte de pillos y truhanes del que se salve el que pueda.

Las andanzas del ex alcalde de Ronda y ex secretario general del Partido Andalucista de Málaga -pobre partido que tiene que ir lagrimeando para buscar seis mil avalistas que hagan posible su presentación a las generales del día 20 del próximo mes-, las andanzas, decía de “El Toti”, son dignas de constituir el “Perfecto manual del tránsfuga”

Amante del toreo, ha llegado a convertirse en el mejor creador de largas cambiadas en la vida política de la ciudad que fue testigo del nacimiento de la bandera andaluza y del himno de Andalucía cuando corría la segunda década del siglo XX.

Ha gobernado, como andalucista, la ciudad del Tajo, no río, acariciando los lomos del GIL, del PP y del PSOE; hasta que un día, después de ponerles los cuernos a unos y otros, en un acto de locura premeditada se afilió, siendo alcalde por el PA, al PSOE y se introdujo en su seno en compañía de los concejales andalucistas, tras declarar su apostasía al Andalucismo.

Hoy, quiero creer, estará pasando un mal rato por haber sido detenido por las Fuerzas de Seguridad por una presunta prevaricación y jugosos caramelos de euros, y por su facilidad para hacerse de euros debido a su cargo público.

No es bueno y de bien nacido alegrase del mal ajeno, pero este caso es una excepción para los andalucistas que, si no han aplaudido su preventiva detención, en el fondo de sus almas verdiblancas habrá florecido más de una sonrisa.

Y queda Heredia, el secretario general del PSOE malagueño, viéndolas venir y dejándolas pasar al mejor estilo de don Tancredo. Y no dimite el buen señor que avaló la gran larga cambiada de “El Toti”. Y lo que es peor, los suyos no piden que lo haga.

www.josegarciaperez.es
www.papel-literario.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario