miércoles, 27 de octubre de 2010

La decencia y el pulpo Paul



Todavía permanecen flotando en la densa atmósfera de la vil política las palabrejas del alcalde Valladolid en referencia a la ministra Leire Pajín y el insultante plumero del Ministro de Fomento a Mariano Rajoy, cuando he aquí que el mortífero escritor Arturo Pérez Reverte llama “perfecto mierda” y le acusa de “no tener huevos” al ex ministro Moratinos por su lacrimosa despedida del butacón que impulsaba la Alianza de Civilizaciones que predicara José Luis Rodríguez Zapatero.

La ministra de Cultura Angeles González Sinde, que arremetió con la crueldad de la indiferencia contra el alcalde de los “morritos”, se ha arrugado ante la pluma del académico de la Lengua y ha defendido la libertad de expresión de creadores e intelectuales, o sea, de Pérez Reverte.

Como todo esto ha sido arreglado por el filósofo Rubalcaba con su tesis sobre “Genética y Política”, en la que propugna que los de derechas son machistas porque lo llevan en los genes, o sea, que lo quieran o no, hostian a las damas cuando le salen de los bemoles y uno, yo mismo, ni soy ex ministro, ni ministra del Cine, tampoco de Sanidad, ni académico de la Lengua, ni alcalde de Valladolid, ni el excelentísimo señor ministro don José Blanco, ni el filósofo Rubalcaba, ni intelectual, ni seguidor de Belén Esteban (que viene a ser lo mismo que seguir al resto), o sea, uno es humo, sevillista viviendo en Málaga (que eso si que da titularidad de macho), birrioso columnista de un digital de pueblo empeñado no en cambiar el mundo, sino que el mundo no me cambie, cuando uno oye estas cosas, lee estas frases y contempla el falso cabreo de las cuadras de columnistas adictas a derechas e izquierdas en los programas de televisión donde cobran tela marinera; cuando todo esto, España, es así y no tiene solución, no ya la crisis, sino la decencia que intentaban incrustarnos nuestros abuelos.

Entonces, cuando la decencia ha dejado de ser la ley, enciende uno el televisor y se encuentra de sopetón con la muerte del pulpo Pau como noticia del día, la cosa, España, es que no tiene remedio.

www.josegarciaperez.es

1 comentario:

  1. Lo insultos, las descalificaciones, los respetos inexistentes entre politicos/cuchos y que ahora comienzan a parir escritores como Pérez Reverte (esto si que es mierda) no tiene importancia alguna ante el fallecimiento de la figura de Don Pulpo. ¿no?
    !Descanse en paz!

    ResponderEliminar