lunes, 30 de noviembre de 2009

Sílabas de marzo (XXIII)


La noche vino rápida de luciérnagas ciegas
iluminando estrellas de mi llanto.

Esta noche sin luna de amanecer nocturno,
de grillos por las dunas suspirando.

Sutilezas de plata dejaron su prestancia
en murmullos de orillas apagados.

Tus sílabas de besos en mañanas de lunes
¿recuerdas? en mis labios se quedaron.

2 comentarios:

  1. Pues aún sigue perdurando. Cuestión de química, ya sabes Jesús, cosas del amor.

    ResponderEliminar